EMS: La última y eficaz revolución de los ejercicios

Cuando decidimos empezar una rutina de ejercicios, siempre buscamos una  actividad donde podamos ver los resultados en poco tiempo y que realizarlo no nos demande varias horas del día. Gracias a esta nueva técnica, ya no tienes que seguir buscando más, consiste en un traje que mediante la utilización moderada de una dosis de corriente eléctrica se produce una contracción muscular similar a la producida cuando optamos por realizar las rutinas funcionales, generando grandes cambios.

Nos referimos a la electroestimulación muscular (EMS), la clave para lucir una envidiable silueta de impacto en solo dos pequeños pasos: primero, como era de esperarse, seguir una rutina de alimentación adecuada para de esta manera conseguir fortalecer los músculos, en base a una dieta rica en proteínas. Y segundo, cumplir con toda la rutina que te asignan.

La técnica es en realidad un método de fisioterapia adoptado por el deporte de alta competencia, para facilitar la recuperación del deportista luego de una lesión grave, o para ayudarlo a alcanzar el máximo de su rendimiento, y los grupos de élite, pero en la actualidad, ya abrió sus puertas a todo el mundo que quiera probar estas intensas actividades.

Los impulsos eléctricos sincronizados  hacen actuar simultáneamente al 90% de los músculos (durante máximo 20 minutos), incluso los profundos, haciendo que estos se contraigan y se relajen, exactamente igual que en un entrenamiento de pesas pero sin recargar las articulaciones, consiguiendo en poco tiempo (seis veces menos) excelentes resultados; de forma agradable y segura. Provoca una aceleración metabólica que favorece una notable activación del consumo de energía con el consiguiente balance de consumo calórico alto.

Sin embargo, debes tener en cuenta que esta técnica funciona como un complemento a tus rutinas de actividad física usuales. Además, no te puedes sobresaturar de estos ejercicios ya que por la constante contracción de los músculos se pueden ocasionar desgarros, entre otros problemas físicos. Por lo cual, se recomienda realizar estos ejercicios solo una vez por semana, y posteriormente dejar descansar tu cuerpo durante mínimo 48h. para poder someterlo en otra actividad física.

Asímismo, antes de optar por esta actividad de alta intensidad, debes pasar anteriormente por un médico para que evalué tu condición física, para saber si puedes resistir este exhaustivo método.

 

Comments

comments